MODIFICACION DE MEDIDAS

                                                          www.juristasasociados.com


A través del procedimiento de modificación de medidas podemos cambiar algunas decisiones que se tomaron en el momento de la firma del CR (CONVENIO REGULADOR) o en que se dictó Sentencia y con el transcurso del tiempo han cambiado. Es una situación que con la crisis se ha dado en numerosas ocasiones, ya que uno de los casos más usuales ha sido la disminución de ingresos por parte del progenitor no custodio, lo que implicaba que algunos dejaran de abonarla de forma inmediata al no poder hacer frente a la misma, lo que generaba un procedimiento de ejecución para intentar obtener la satisfacción de la deuda generada.

Hay que dejar claro que cuando se da esta situación lo que no se puede hacer es dejar de abonar la pensión de alimentos sin más.

Por ello, es fundamental que en el momento en que se produzca bien un cambio económico o por ejemplo cambio de localidad de residencia de los menores a otra localidad que impidan ejercitar por parte del progenitor no custodio su derecho a régimen de visitas con sus hijos, en esos casos es prioritario interponer una demanda de modificación de medidas y poner en conocimiento del Juzgado que dictó en su día Sentencia la nueva situación, con el fin que se adopten las medidas oportunas respecto a las nueva situación que se acredita. Para que prospere dicha modificación de medidas se deben dar los siguientes requisitos:

1.- Que haya existido una modificación o alteración de las circunstancias tenidas en cuenta por los cónyuges o por el Juez en el Convenio Regulador de la separación o del divorcio.

2.- Que dicha modificación o alteración de las circunstancias sea esencial, sustancial y trascendente.

 3.- Que tal modificación o alteración de circunstancias no sea transitoria, y permanezca en el tiempo.

4.- Que el cambio de circunstancias sea imprevisto e imprevisible.

5.- Que esta modificación no haya sido provocada o buscada voluntariamente para obtener una modificación de las medidas ya adoptadas.

En dichos casos los progenitores pueden actuar de mutuo acuerdo, redactando un nuevo CR que contempla la nueva situación, de forma que dicho acuerdo sea ratificado por ambos en el juzgado y se dicte sentencia en la que se recoge la nueva situación, dejando sin efecto la anterior.

En caso de no existir acuerdo, el progenitor que considera que han cambiado las circunstancias es el que tiene que interponer la demanda de modificación de medidas y acreditar que se dan los requisitos señalados anteriormente.

Una de las situaciones que con mayor frecuencia se producen actualmente en nuestra sociedad es aquella es aquella en la que el progenitor no custodio ha disminuido sus ingresos considerablemente o ha perdido el empleo, cobrando en la actualidad la prestación de desempleo o la ayuda familiar en muchos casos de 426 €, en estos casos, el padre tiene la responsabilidad de seguir dando alimentos a sus hijos en virtud de los nuevos ingresos que percibe en la actualidad, ya que si deja de abonar la pensión sin más y no solicita al juzgado que se disminuya dicha pensión de alimentos el progenitor no custodio se verá inmerso en un procedimiento ejecutivo, a través del cual se le reclamará la cuantía que adeude en concepto de pensión de alimentos establecida en sentencia, procediendo el juzgado a embargarle la nómina o prestación económica que perciba, imponiéndole las costas del procedimiento.

En definitiva, en el momento en que se produzca algún cambio sustancial de las medidas definitivas adoptadas en el procedimiento de separación, divorcio o medidas paternofiliares es fundamental para velar tanto por los intereses del progenitor no custodio como de los hijos proceder a modificar las medidas afectadas por las actuales circunstancias, hay que actuar en consecuencia y no dejar de hacerlo para evitar problemas futuros.

                                                                                                               Ltda.Dª Mónica Andrade Muñoz