Según la Inspección de trabajo, el servicio doméstico acapara las mayores cifras de empleo irregular

                                                    www.juristasasociados.com

La Inspección de Trabajo y Seguridad Social detectó algún caso de empleo irregular en una de cada tres inspecciones en hogares que tienen empleados domésticos.


Así lo señala el Gobierno en respuesta al portavoz adjunto de Economía del PSOE en el Congreso, Antonio Hurtado, quien pidió datos por escritos sobre estimaciones del volumen de la economía sumergida y el fraude fiscal en España, su evolución en los últimos años y las medidas adoptadas frente a estos problemas.

Sin embargo, el Ejecutivo destacó también que el número de inspecciones en este sector es más reducido que en otros, dado que para poder acceder a las viviendas privadas se requiere una orden judicial o el permiso del afectado, y lo mismo sucedió en una de cada cuatro visitas a establecimientos de hostelería y en uno de cada cinco inspecciones agrícolas.

En su respuesta, a la que ha tenido acceso Europa Press, el Ejecutivo recuerda que la economía sumergida es un concepto "complejo" que engloba diferentes incumplimientos sobre los que "no se puede facilitar datos ni estimaciones", lo mismo que sucede con el fraude fiscal.
De este modo, las únicas estadísticas que puede ofrecer el Gobierno son las de la Inspección de Trabajo, que engloban desde el empleo irregular, que incluye la ocupación de trabajadores sin alta en la Seguridad Social o la contratación de extranjeros sin permiso laboral, hasta otros fraudes a la Seguridad Social tanto por impagos o pagos inferiores a las cuotas debidas como fraudes en el cobro de prestaciones.

Servicio doméstico, hostelería y agricultura, en cabeza del fraude
En concreto, los bloques de actividad donde se detectó un mayor número de infracciones en 2014 fueron el hogar, donde el 28,29% de las inspecciones acaban en la detección de alguna irregularidad; la hostelería, con el 22,98% y el mayor número de inspecciones con irregularidades en términos absolutos (15.896) y la agricultura (21%).

Le siguen otros servicios como la edición de libros o prensa, las actividades audiovisuales o el ámbito de la informática, las telecomunicaciones y los servicios financieros, etc., donde el 17,12% de las inspecciones acabaron con expediente por irregularidad, sumando un total de 13.423 casos.
Por detrás están el comercio (14,49%), la construcción (12,63%), el transporte (11,63%) y la industria (10,61%), que se mantienen de forma sostenida como los sectores con menor número de infracciones detectadas por la Inspección.

Desde 2012 se han hecho aflorar más de 200.000 empleos irregulares
Si se toman como referencia los dos primeros años de la legislatura, el ranking varía poco, al igual que los porcentajes. No obstante, es el sector agrícola donde más inspecciones acabaron detectando una irregularidad (23,33%), seguido por la hostelería (22,78%, 30.916 casos irregulares) y el hogar (20,16%). La industria (11,89%), el transporte (12,19%) y el comercio (14%) se mantuvieron en la parte más baja de la lista.

Así las cosas, Empleo asegura que desde que en abril de 2012 se puso en marcha el Plan de Lucha contra el Empleo Irregular y el Fraude a la Seguridad Social y hasta mayo de 2014 se consiguieron aflorar 203.206 empleos irregulares y anular 88.354 altas de empresas ficticias, con un impacto económico de 9.271 millones de euros. (EUROPA PRESS)